Consejos para viajar en crucero

Te contamos lo que tienes que saber a la hora de viajar en crucero: documentación, el embarque, el primer día a bordo, trucos y mucho más…

Sherezade Gallego

Sherezade Gallego

lectura 9 min lectura

0 Comentanos

Compartir WhatsAppfacebook Twiter copiar enlace
Url copiada  Copiar Url
Compartir WhatsAppfacebook Twiter
copiar enlace
Url copiada  Copiar Url

Cuando nos decidimos a organizar un viaje en crucero tuvimos muchas dudas: ¿qué crucero elegimos?, ¿cómo funciona un crucero?, ¿qué gastos no están incluidos?… Seguro que tú que estás leyendo también tienes muchas preguntas y para ayudarte hemos escrito éste post.

Aviso a navegantes🙂

Te contamos nuestra experiencia personal para que si quieres viajar en crucero estés súper informado. No es un post patrocinado.

¡Señores y señoras, pónganse cómodos qué zarpamos!.

Has elegido tu crucero. ¿Ahora qué?

Si estás pensando en contratar un crucero lo primero que tienes que hacer es reservarlo con bastante antelación. Encontrar un crucero barato no es tarea sencilla, necesitarás buscar activamente desde diferentes plataformas y sobre todo conocer todos los gastos incluidos y no incluidos en los precios publicitados. Para que no te den gato por liebre te contamos más en detalle en el post cómo conseguir cruceros baratos.

Una vez encontrado y reservado tu viaje en crucero sólo toca esperar a las soñadas vacaciones. ¡Qué largos se hacen los días!. Pero tranquilo, todo llega y piensa lo que vas disfrutar.

Antes de embarcar: documentación, maletas…

Días antes te llegará un email confirmando los datos del crucero: fecha de salida, hora de presentación en la terminal, ubicación y nombre del barco. Es importante que estés atento porque cabe la posibilidad de modificaciones, que te serán notificadas.

En un segundo email te explicarán cómo hacer el check-in online, que no es más que descargar un par de documentos que deberás presentar el día del embarque. Los documentos de embarque tendrás que descargarlos, imprimirlos y llevarlos cumplimentaros y entre todos ellos te incluirán unas etiquetas para las maletas, que te explicaremos más adelante para qué sirven y cómo colocarlas en tu equipaje.

Cada compañía de cruceros tiene una app desde donde gestionan todos los datos de los viajeros, de manera que es más fácil poder descargar información y contratar servicios. Tras darte de alta en la app tendrás acceso a la facturación online, el billete del crucero, la tarjeta de embarque y otras ciertas ventajas como descuentos en servicios a bordo.

Embarque del crucero

¡Ha llegado el día!.

Para embarcar en un crucero tendrás que llegar al punto de encuentro a la hora señalada y seguir las indicaciones que te irán dando. La hora de embarque es estimada, si llegas antes no suelen poner problemas.

Lo primero que tendrás que hacer es dejar tu equipaje en la zona de entrega y para ello previamente habrás tenido que imprimir las etiquetas de equipaje que te facilitaron en los documentos del check-in. Éstas etiquetas tienen tus datos y tendrás que colocarlas de manera que sean visibles para el personal, así sabrán en qué camarote estás ubicado. Te aconsejamos no dejar objetos personales o frágiles en el equipaje y llevar contigo una muda de ropa, la toalla y el bañador. Ahora te explicaremos la razón. 😉

SEGURO DE VIAJE

Tenemos para ti un 5% de descuento en todos los seguros de viaje de IATI. Para obtener el descuento accede desde aquí

Lo segundo que tendrás que hacer es realizar el embarque, presentando toda la documentación al personal y momento en el que te harán una foto para incluirla en tu registro. Por lo general el embarque es bastante rápido porque la gente irá llegando poco a poco según la hora de embarque marcada. Después de todas las gestiones podrás entrar en el barco y si es tu primer crucero te sorprenderás porque son enormes, literalmente un edificio que se mueve por el agua.

Lo tercero que tendrás que hacer es esperar a que tu camarote esté listo y para que se te haga amena la espera lo que se suele ofrecer es la opción de comer algo o darte un chapuzón en las piscinas, por ello te recomendamos llevarte el bañador. Un consejo de crucerista avanzado. 😉 Te avisarán desde megafonía cuando la planta donde esté ubicado tu camarote esté lista. Cuando te avisen es el momento de ir, recoger tu equipaje que habrán dejado en la puerta y entrar en la habitación.

Piscina exterior con vistas de un crucero
Piscina exterior con vistas al Adriático

El primer día en un crucero

El primer día en un crucero es muy gracioso porque verás a muchas personas ir y venir por todas las plantas, desubicados porque todavía no saben donde están las cosas y con ganas de cotillear cada rincón del barco. Toca sacar tu lado marujil.

En tu camarote te dejarán una tarjeta en la que se indica tu nombre y apellidos, número de camarote, punto de reunión para emergencias (A o B), fecha del crucero, etc. Ésta tarjeta tendrás que activarla en las terminales (que suelen estar ubicadas en la zona de recepción) para asociarla a un método de pago. Por lo general hay dos métodos de pago: tarjeta de débito/crédito o cargarla con dinero en efectivo.

Una vez activada la tarjeta podrás acceder a todos los servicios contratados previamente o contratarlos a bordo. Recibirás muchísima información de todos los servicios que se ofrecen desde varios “medios de comunicación”: canal de televisión del barco, folletos que te irán dejando en el camarote, directamente en la app e incluso incluyen reuniones en tu idioma para que tengas una persona de referencia durante el crucero…en resumen, que si quieres consumir lo tendrás chupao porque de eso vive un crucero, de que gastes.

Te indicarán una hora y punto de encuentro para hacer el simulacro de emergencia. Es una actividad obligatoria a la que tienes que prestar atención para conocer tu punto de encuentro en caso de emergencias y cómo actuar.

Simulacro de emergencia de un Crucero
Viajar en crucero: simulacro de emergencia

Instalaciones, actividades y eventos en los cruceros

Para saber qué hacer cada día en tu crucero te dejarán por las noches en tu camarote un folleto, una especie de guía donde te detallan las actividades del día siguiente, su ubicación, horario e información detallada de cada parada y sus posibles excursiones. Todo está pensado para que no tengas ninguna duda y disfrutes de todas las ventajas de viajar en un crucero. 

Por las noches organizan fiestas y eventos, cada una con una temática y un vestuario recomendado. Las fiestas más comunes en un crucero son la noche de gala (vestido de cocktel y esmoquin), la noche de blanco (todos vestidos de blanco), la noche estrafalaria (para sacar el hippie que llevas dentro) y la noche latina (para lanzarte a la pista a bailar un tango). Como ves necesitarás llevar más modelitos que Beyoncé en sus tours mundiales. 😉

Te avisamos que la gente va arregladísima y que por cuestión de respeto no podrás ir por el barco en bañador y chanclas. 

Te sorprenderá la cantidad de instalaciones y actividades que ofrecen los cruceros, ya te avisamos que no hay lugar para el aburrimiento y si tienes hijos disfrutarán más que en la mañana de reyes. 

Instalaciones dentro de un crucero
Viajar en crucero: instalaciones

Wifi en un crucero

Una duda muy común es ¿tendré wifi en el crucero?. Pues puedes contratar el servicio pero ya te avisamos que cuesta un ojo de la cara y que la velocidad es un poco regulera por lo que lo más recomendable es ponerlo en modo avión. En cada parada deberás tener en cuenta el país y si está incluido en el roaming de tu compañía telefónica. Si no está incluido mucho ojo con activar los datos móviles porque por pocos minutos te cobrarán una pasta.

Como hemos comentado, todos los cruceros usan una app como medio de contratación de servicios por lo que deberás descargarte la aplicación previamente a tu embarque y, para poder usarla dentro del barco, activar un wifi interno que exclusivamente te dará acceso a la app.

No tener wifi al viajar en crucero nos parece una ventaja porque desconectarás y bien sabes que mereces descansar la mente y disfrutar del momento. ¡Carpe Diem marinero!.

Paradas en puerto: pasos a seguir para bajar y subir del barco

Si has decidido viajar en crucero no sólo es para estar en el barco sino también para disfrutar de las visitas en los puntos donde tira el ancla por unas horas.

Lo primero que tienes que tener en cuenta es que los cruceros, por normativa, no pueden parar en cualquier puerto sino en aquellos habilitados para barcos de gran tamaño. Por lo general son puertos alejados de las ciudades y ubicados en zonas industriales. En algunas ocasiones podrás bajar por unas escaleras y en otras tendrás que coger un bote.

Crucero por las islas griegas en el Adriático
Parada del Crucero en la isla de Corfú (Grecia)

En relación a las paradas, desde el crucero te darán tres opciones: contratar una excursión, hacer la visita por libre o no bajar del barco.

Si decides contratar una excursión te recomendamos hacerlo previamente a tu viaje y analizarlas en detalle porque hay mucha excursión que no vale la pena, por ejemplo paseos por ciudades o un par de horas en autobús para ver el paisaje por el cristal. Revisa si incluyen alguna ruta de montaña y el idioma porque los cruceros suelen disponer de excursiones para varias nacionalidades con guías que hablan diferentes idiomas.

Si decides hacer la visita por libre (la opción que nosotros elegimos) deberás tener en cuenta que si el puerto se encuentra lejos es aconsejable contratar el traslado al centro ya sea con el crucero o por tu cuenta. No queda otra, es la opción más cómoda para no perder tiempo en tu visita. Otro punto a tener en cuenta es la moneda local de la parada.

tarjetas

Ahorra en tu viaje

En el siguiente post te recomendamos las mejores tarjetas para cambiar moneda y ahorrar comisiones en 2024.

Si decides no bajar del barco, no tendrás que hacer nada.

Cuando bajes del barco es muy importante que lleves contigo tu documentación, teléfono móvil, cargador del móvil, una mochila con alguna muda, agua, etc y la tarjeta de identificación del barco. Ésta tarjeta tendrás que presentarla a la hora de desembarcar y embarcar para verificar tu identidad (he aquí la razón de porqué te hacen una foto al embarcar). Si haces la visita por libre ten muy en cuenta la hora, el barco no te esperará si llegas tarde.

Comer y beber en un crucero

Después de las paradas turísticas, comer es nuestra segunda actividad favorita. 😉 Qué decirte de la comida…hay un montón de opciones y horarios, con servicio tipo buffets para comer donde quieras o restaurantes en los que te sirven directamente en tu mesa asignada. Tú decides la opción que más te apetezca.

Comida dentro de un crucero
Viajar en crucero: comida a bordo

Las bebidas hay que contratarlas previamente y ofrecen packs de aguas, cervezas, vinos, cócteles … o todo incluido. Para consumir las bebidas sólo tendrás que enseñar tu tarjeta de identificación del barco y te irán restando las consumiciones o con la que te cobrarán alguna consumición puntual.

5 Trucos para viajar en crucero

1 Madruga para disfrutar de las piscinas y jacuzzi. La zona de la piscina es una de las más solicitadas por lo que es muy posible que si te levantas tarde no encuentres tumbona. Nuestro consejo, si no te importa madrugar, es que te acerques a primera hora para disfrutar del jacuzzi a solas o casi…

Consejos para viajar en Crucero
Disfrutar del jacuzzi en solitario

2 Llévate puesto el bañador el primer día. Tu camarote no estará disponible desde el primer momento por lo que es un buen plan es darte un baño mientras lo preparan.

3 Elige el pack de bebidas que se adapte a tus gustos. En casi todos los cruceros hay diferentes packs de bebidas. No te quedes con el primero que ofrecen porque si no piensas beber demasiado alcohol es muy posible que no te salga a cuenta.

4 Aprovecha el tiempo. Si como a nosotros no te gusta perder el tiempo plantéate comer y cenar en los restaurantes buffet en vez de a la carta porque los platos serán muy parecidos y a la carta probablemente te cueste comer el doble de tiempo o incluso más.

5 Organiza con antelación las paradas en puerto. Las paradas suelen durar entre 6 a 12 horas y hay lugares en las que hay muchas cosas que ver por lo que no hay mucho margen. Para aprovechar el tiempo al máximo, sobre todo si haces la parada por libre, es muy aconsejable organizar antes lo que quieres ver y hacer.

Último día en el barco y desembarque

¿Ya estamos en el último día?. ¡Qué poco dura la dicha del pobre!.

Un día antes del desembarque te informarán en tu camarote de los pasos a seguir, especialmente a la hora de bajar el equipaje. Es sencillo, te dejarán unas etiquetas de colores para colocar en las maletas y, cuando las bajen, tendrás que buscar tu color en la terminal. El camarote tendrás que dejarlo a una hora concreta pero no es obligatorio bajar del barco inmediatamente por lo que si no tienes prisa podrás seguir disfrutando de las instalaciones hasta llegada la hora de tu desembarque.

¿Qué te ha parecido nuestro post de consejos para viajar en crucero?. Comentanos

Comenta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *